viernes, 13 de agosto de 2010

En busca de la felicidad


Saqué esto del muro de una amiga en Facebook... Gracias María Elina por permitirme llevármelo para escribir algo al respecto!!

"Somos muchos los que perdemos la mitad de la vida en desear cosas que podríamos alcanzar, si no perdiéramos la mitad del tiempo en desearlas."

 Suele pasar que, por nuestra condición de seres humanos, tendemos a estar en una constante búsqueda de la felicidad. Por lo menos esto es lo que le ocurre a aquellos que no se quedan en la mediocridad, y que buscan en el día a día poder ser mejores y más. Porque aquellos que son mediocres se conforman con lo que son, sin importar si es suficiente, si esto los hace felices o no.. simplemente pasan por la vida. Pero por suerte estamos los otros, los que sí queremos y necesitamos seguir mejorando.
Hasta acá todo bien. Pero qué pasa cuando, en ese afán por ser felices, no nos damos cuenta que estamos desperdiciando la felicidad con la que ya contamos? Qué pasa cuando no nos damos cuenta que el hoy nos está haciendo super bien, pero nos encaprichamos en seguir deseando más?
Creo que es muy difícil encontrar el equilibrio... ese estado en que nos sabemos felices, lo disfrutamos, lo vivimos a full, pero al mismo tiempo seguimos buscando mejorarnos, y mejorar lo que sienten y son los que están en nuestra vida.
Uno de los grandes problemas radica cuando, enceguecidos por nuestros deseos y necesidades, nos metemos en esa vorágine del querer y desear más, sin entender todo lo que ya tenemos y somos, poniéndonos objetivos cada vez más complejos y lejanos, de aquellos que nos llevan tiempo y mucho esfuerzo, y que nos quitan tiempo para compartir con aquellos que están en nuestra vida, que nos hacen tan bien y a los cuales nosotros también les hacemos tan bien!!
Aunque sea un torbellino de emociones, muy ansiosa, frontal, transparente y puro corazón que lo que quiero lo quiero YA y TODO, soy una convencida que lo ideal es ir planteándose objetivos a corto plazo, de esos que nos llevarán mucho más lejos que si sólo apuntáramos a llegar muy lejos con un sólo salto. Me dijiste que tengamos en cuenta el hoy, que vayamos dando pequeños pasos, en lugar de multisaltos... porque tenés razón, de esa manera vamos llegando más lejos, disfrutando de cada paso, de cada hoy, de cada momento, de cada parte o tramo del trayecto ... sintiéndonos felices con cada día.
Se ha dicho desde siempre que la felicidad viene desde adentro de uno... y si bien eso es cierto, en mi caso (como en el de muchísimas otras personas) me sé incapaz y con deficiencias... una de ellas, que mi felicidad radica en la felicidad de los que están en mi vida, que para ser feliz necesito tener a esa persona especial en mi vida, sentirme amada y cuidada. Mientras que hay pilas de personas que pueden estar por la vida sin una pareja, yo jamás dejo de apostarle al amor, a encontrar a ese hombre que me haga despegar los pies de la tierra y me haga volar... y cuando estoy en ese estado, como lo estoy hoy porque entraste a mi vida (después de tanto tiempo, y cuestionándonos por qué ahora, por qué no cuando éramos más chicos..?), por mi transparencia y mi forma de ser, irradio felicidad de una manera que sola no puedo, por más que esté feliz con todo lo que soy y hago. 
Así que si bien es verdad que la felicidad es un estado interno del alma, yo estoy feliz cuando te veo sonreir, cuando hablamos, cuando nos reimos de nosotros mismos, cuando paseamos, y nos juntamos a tomar una cervecita... cuando no podemos mentirnos y decir "nos vemos por un ratito", porque no podemos estar juntos sólo un ratito...  cuando nos mimamos y besamos... soy feliz de sólo pensarte!
Así que disfrutemos del hoy, de la felicidad que sentimos hoy, siempre buscando ser más felices, pero disfrutando del trayecto hacia lograrlo, y regando a todos con nuestra felicidad... si se puede, por qué desperdiciar la mitad de nuestra vida buscando algo utópico, o demasiado perfecto... si tenemos a nuestro lado lo que tanto anhelamos?

7 comentarios:

vero dijo...

Tenes razon Jean...SIEMPRE supe que los proyectos a largo plazo,no sirven...no solamente porque no se disfruta el hoy,de lo que nos rodea...sino porque se vuelven tediosos.Hablo desde mi experiencia personal,esto no significa que no querramos ir en busca de mejorar,como bien decis,porque nos volvemos mediocres...pero si,en el camino que vamos recorriendo...ir disfrutando,saboreando de lo que nos va ocurriendo en el dia a dia.
Creo que al terminar una jornada,debemos sentarnos a escribir la hoja de nuestro libro de la vida,NO el capitulo...sino que la pagina...sin pensar el en final del libro completo..para poder dejar sorprendernos.
Quizas nada tenga que ver mi comentario,pero estoy pasando por un momento totalmente inestable,y como bien sabes,sos la voz de mi alma...y hago catarsis con tus escritos...que SIEMPRE me ayudan a darme cuenta de lo que me sucede y es el sacudon que voy necesitando.Besotes!!!

Marina dijo...

La felicidad no está en la cima... sino en el camino recorrido para llegar a ella...

Es cierto Jean... parece tan simple pero a la vez es tan dificil a veces aplicarlo, no?

Besotes y gracias por recordarnos todo esto!

DreamObscene dijo...

Bueno primero que nada mujer... paso por mi saludo jaja..

Que tal mujer.. como estas? espero que bien...

Comentando ese escrito tuyo.. bueno.. Dificil de explicar y de comprender.

LA felicidad es un tema bastante complejo porque cada quien lo entiende asu manera, o mejor dicho a su edad, o por las situaciones que uno mismo valla adquiriendo, si... Y tienes razon mujer el formularse metas a largo plazo puede sonar tedioso pero es simplificandolo una meta que uno busca obtener, pero tambien es una experiencia que a corto plazo se va adquiriendo en la cual se podria obtener la tan dichosa felicidad.

Como has mencionado, la felicidad la encuentras cuando tus seres queridos son felices, y muchas veces asi pensamos todos, porque lo unico que nos puede servir de soporte son nuestros mismos seres queridos, y si ellos no estan bien con ellos mismos, como podriamos esstarlo nosotros?. creo que de ahi nace la empatia, en fin...

Creo que la unica manera de ser felices es viviendo la vida aportando un poco de uno mismo para futuras generaciones jaja,

Bueno me gusto mucho lo que escribiste .. y me paso a retirar..

Cuidate mucho mujer...

Bss...

Suerte...

Adieu.

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Jean dijo...

Vero, está muy bueno tener proyectos para seguir avanzando y no quedarnos anclados en el mismo lugar eternamente... la manera de hacerlo siempre depende de cada uno de nosotros... pero desde ya que los objetivos a corto pllazo, esos que tienen mayor posibilidad de ser logrados, con los que nos darán la fuerza para poder ir enfrentando desafíos cada vez más complejos... siempre disfrutando el hoy, el camino hacia esa meta!
Qué lindo que me digas que soy la voz de tu alma!!!!! Sabemos las dos que la de tu razón aún está hablando muy fuerte, pero de a poco estamos logrando acallarla para que puedas escuchar más a la que viene del alma, no?? jajaja
Un honor que mis escritos te ayuden... y te sacudan... y te gusten... y te angustien... y te hagan mejor persona!! Besotes!

Jean dijo...

Marina!!!!! Qué gusto verte nuevamente por acá!!! Y sí, como muy bien decís, la felicidad no está en la cima sino en el recorrido, en cada punto del trayecto.
Y por supuesto que es muy difícil de aplicar, pero el hecho de reconocer que se puede lograr es el primer paso para animarnos a intentarlo... y a recordar que cuando somos felices todo se hace tanto más llevadero, que entonces depende de nosotros que nuestra vida sea más llevadera, que los desafíos puedan ser enfrentados con más ganas... besotes!!!

Jean dijo...

Querido Dreamer!!
Estoy totalmente de acuerdo que cada quien siente o entiende a la felicidad a su manera, y que además nos sentimos felices de diferentes maneras dependiendo de nuestra edad. Aún así, en mi caso en particular, me hace taaan feliz cuando, aún a mis 47, puedo sentirme como una adolescente, sintiendo que todo el cielo con las manos de lo feliz que estoy... así que verás que en cierto modo tiene que ver con la edad... y en cierta forma no. Debemos dejarnos llevar por esos momentos de éxtasis, de felicidad total, los cuales siempre se van haciendo mejores por lo que hemos aprendido a lo largo del camino.
Y tienes razón... la felicidad es aportar de uno mismo aunque disiento en el "un poco" que escribiste... será porque yo aporto y me brindo por completo?? Debería aprender a guardarme un poco para mí misma... jeje
Un gran abrazo!!!! Y como siempre, muchas gracias por tu tiempo y tus comentarios!!!